@leoperez74 EN VOZ ALTA | NO HAY EXCUSAS

entresociosYa son 16 años los que este gobierno lleva administrando al país. En mi particular juicio, es un pésimo gobierno (Chávez-Maduro), aun cuando pudiéramos aquí mencionar aciertos que sin duda alguna ha tenido, en momentos coyunturales. Pero haciendo un balance general, insisto a mi juicio, esta forma de gobernar ha sido nefasta para Venezuela.

Las situaciones que se viven hoy día son desgarradoras, una economía en plena decadencia; un salario desgastado; la inseguridad alcanza cifras de guerra; el desempleo galopante; ausencia de alimentos, medicinas y productos de aseo personal; impunidad oficial; la corrupción reina en el país y se burla de los ciudadanos;  la sociedad dividida y sin esperanza, en fin, una calidad de vida completamente negativa.

Ahora bien, ¿cómo llegamos aquí? Sencillo, muy sencillo.

Llegamos aquí porque en 1998 la mayoría de los venezolanos votaron en las elecciones presidenciales por la opción que ofrecía cambiar lo que venía sucediendo en Venezuela. Situación que era mucho menos grave que la actual, sin embargo no por ello había que permitirla.

Corrupción y crisis económica eran el pan nuestro de cada día, así pudiéramos completar una larga lista de las malas situaciones que se presentaban en el país hasta 1998, sin embargo había alimentos; medicinas; artículos de aseo personal; la división social se circunscribía a la época electoral y así otras cosas negativas sucedían, pero cuando la gente decidió cambiar, cambió y lo hizo VOTANDO.

Mi intención al escribir este artículo no es hacer una mera comparación entre ambas etapas, es simplemente mostrarles que cuando se tiene la voluntad de cambio, ese mismo cambio se alcanza y se puede alcanzar de la misma manera, PARTICIPANDO.

Este fin de semana la opción democrática llama a los venezolanos a expresarse en unas elecciones primarias para escoger un importante porcentaje de sus candidatos a la Asamblea Nacional y sin lugar a dudas es un excelente ejercicio democrático en el cual debemos activarnos todos los venezolanos que queremos un cambio en paz.

Obviamente, los resultados de estas elecciones más los nombres que se acuerden por consenso nunca serán del agrado unánime de todos, es lógico, pero si serán los representantes de todos aquellos que queremos generar el cambio que requerimos en el país.

LA OPORTUNIDAD DEL CAMBIO NO LA DAN LOS CANDIDATOS SINO EL PROCESO ELECTORAL EN SÍ.

No considero justo con nuestra nación que por el mero hecho de que algún o algunos candidatos no nos gusten, bien sea por el método de su selección o por su nombre mismo sigamos permitiendo que se azote al país con látigo de la indolencia y el desamor que el gobierno nacional y sus descendencias regionales y municipales, tanto en lo ejecutivo, legislativo, judicial, ciudadano o moral han demostrado y ejercido.

Si no votamos simplemente nos convertimos en cómplices de ellos. La excusa del “no me gusta ese candidato” o “todos tenían que elegirse en primarias”, por citar algunas, no cabe en este caso.

Nuestra ocupación tiene que centrarse en el país y el cambio que se necesita. Esas actitudes solo demuestran lo egoístas que seríamos con nuestra madre Venezuela.

Si de verdad quieres un cambio, este es el momento más crucial de la política venezolana de los últimos tres lustros, NO HAY EXCUSAS, esta es la oportunidad para el cambio que la divinidad nos otorga.

VOTEMOS…..Venezuela nos necesita

Leonardo Pérez Álvarez – EN VOZ ALTA

Secretario General CNP Zulia

@leoperez74 – perezleo74@gmail.comhttp://www.leoperez74.wordpress.com