La SIP condena decisión judicial contra Globovisión

La Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) calificó de “flagrante atentado a la libertad de prensa” una decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) de Venezuela que ordenó un embargo ejecutivo de los bienes de Globovisión, por no pagar una multa millonaria, sanción que la televisora independiente había elevado a tribunales de apelación.

El TSJ ordenó ayer al Banco Central de Venezuela determinar el nuevo monto de la sanción económica contra Globovisión aplicada en octubre de 2011 por Conatel, equivalente a 2.1  millones de dólares. A criterio del TSJ, a la multa deberán sumarse los intereses moratorios y costas del proceso. La sanción impuesta por el ente regulador de las telecomunicaciones, venció el 31 de diciembre, tras lo cual la televisora inició un proceso de apelación.

Conatel aplicó la sanción económica contra Globovisión por considerar que incurrió en “apología del delito, alterando el orden público y fomentando la zozobra de la ciudadanía”, tras la cobertura periodística del amotinamiento en el penal El Rodeo en junio de 2011, episodio que dejó decenas de muertos y heridos entre soldados y prisioneros.

El presidente de la Comisión de Libertad de Prensa e Información de la SIP, Gustavo Mohme, director del diario peruano La República, calificó la decisión del máximo tribunal de “flagrante atentado contra la libertad de prensa”, explicando que se trata de “una sanción desproporcionada que no solo va contra los activos de la televisora, sino contra el derecho de los venezolanos de contar con una fuente informativa independiente”.

Mohme agregó que “llama poderosamente la atención que se quiera silenciar a un medio por el solo hecho de cumplir con su papel de informar”.

La SIP rechazó originalmente la multa de Conatel, y vino reiterando que se trata de una excusa para silenciar a un medio independiente y con credibilidad en la opinión pública del país.

El 27 de marzo Conatel interpuso una demanda contra Globovisión ante el TSJ en reclamo por incumplimiento del pago de la multa. El TSJ tomó la decisión ayer de hacer cumplir la multa y los costos, lo que eleva el monto total a más de 5.5 millones dólares.

En un comunicado difundido ayer en su página de internet, Globovisión anunció que se disponía hoy a pagar la multa para evitar el embargo de sus bienes y que el Ministerio de Información revoque la concesión de su frecuencia. En el documento, Globovisión dejó constancia que la decisión del TSJ, tomada tres días antes de que comience la campaña electoral oficial para las elecciones presidenciales de octubre próximo, no esperó a “que el canal agotara los procesos legales”, y que violó “su derecho a la defensa”.

Conatel mantiene seis procesos administrativos adicionales contra Globovisión.

Con información de sipiapa.org

Anuncios